Tips a tener en cuenta para hacer una prueba de ADN con validez legal

Prueba de ADN con validez legal

¿Qué es una prueba de ADN? es una pregunta que, con mayor o menor precisión, casi todos podemos responder. Pero, lo que la gran mayoría de las personas desconoce son los pasos y protocolos a seguir para que el resultado sirva como medio probatorio ante una instancia judicial.

Quienes se enfrentan a la situación de realizar un estudio de filiación genética deben saber que, los diferentes tipos de exámenes genéticos tienen distinta finalidad y no todos tienen validez ante la justicia. Para aclarar las dudas que puedan surgir, es necesario diferenciar un estudio anónimo y una prueba de ADN con validez legal. En términos científicos, en ambos casos el resultado es irrefutable, pero la diferencia radica, por un lado, en la finalidad de cada uno. Mientras el primero es sólo para conocimiento personal, el segundo está destinado a ser presentado como medio probatorio antes instancias administrativas o judiciales.  Por otro lado, se distinguen por los procedimientos llevados a cabo. En las pruebas anónimas no es necesario el consentimiento de todas las partes involucradas, mientras que en el caso de los estudios legales es un requisito ineludible.

Para realizar una prueba de ADN legal es necesario el consentimiento de todas las partes involucradas, quienes deberán acreditar su identidad con DNI. En caso que participen niños o adolescentes menores de 18 años, tendrán que acudir con su madre o tutor quien será la persona encargada de autorizar la toma de muestras del menor. En éste último caso, deberá presentar Partida o Certificado de nacimiento que permita constatar la relación biológica entre ambos.

El procedimiento debe estar a cargo de un profesional de la salud. Su función principal es garantizar que se cumplan de forma correcta y transparente todas las instancias de la prueba. Su posición neutral permitirá garantizar que se acreditó de manera fehaciente la identidad de los participantes y que la toma de muestras de material genético fue realizada cumpliendo con la cadena de custodia. Estas condiciones serán fundamentales para que el resultado del estudio pueda ser presentado como medio probatorio en instancias administrativas o judiciales.

¿En qué caso se recomienda una prueba de ADN con validez legal?

  • Reconocimiento de paternidad: cuando un hombre sospecha que un menor es su hijo biológico y desea registrarlo con su apellido o cuando una madre desea que el padre biológico reconozca legalmente a su hijo.
  • Impugnación de paternidad: cuando se tiene certeza que el padre biológico es una persona distinta a quien inscribió al menor con su apellido.
  • Herencias: cuando fallece una una persona y hay personas que sospechan que pueden tener una relación biológica con él.
  • Reclamación de filiación post-mortem: cuando se quiere inscribir a un niño con el apellido de un padre fallecido.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario